sábado, julio 07, 2007

40 AÑOS SIMIESCOS


Kim Hunter y Charlton Heston

Hace ya cuarenta años que nos llegó la primera entrega de El Planeta de los Simios con Charlton Heston y la gran Kim Hunter en el reparto.
Un film a todas luces antológico e imprescindible para quien ama la ciencia ficción. Un film que ha superado la difícil prueba del tiempo pese a más de una ingenuidad. Taylor, el astronauta, descubre que estamos en el planeta Tierra por encontrarse la Estatua de la Libertad en las playas de Malibú, California. ¿Cómo llegó allí? ¡Milagro!
Para mí lo ingenuo radica en que los simios hablan inglés al cabo de dos mil años de viaje sideral, un inglés con un inequívoco acento shakesperiano porque los actores que hacían de simios eran reputadas figuras de la escena como Maurice Evans, Roddy McDowall y la misma Kim Hunter. El astronauta no sospecha de ellos porque hablen su mismo idioma, ¿dónde aprendieron inglés los simios? En fín, los estadounidenses son así. Se creen que su lengua es universal y que todos debemos hablar como ellos tanto si nos gusta como si no.
Pero aparte de esa ingenuidad, en el fondo no es más que una convención típical Hollywood, El planeta de los simios es una excelente parábola sobre la cerrilidad, el dogmatismo, la obediencia ciega, el cerrar los ojos ante la realidad. En las actitudes de esos simios reconocemos defectos de la sociedad que nos rodea. Esos políticos nuestros que siempre hablan de tópicos y la multitud de ciudadanos que les siguen ciegamente sin poner en cuestión sus ridículos dogmas.
Este film dio origen a una serie que me acaba de llegar en DVD y la he vuelto a disfrutar porque se conserva perfectamente. Una de mis series favoritas en la historia del cine, lo he pasado de fábula con su visionado quedando atrás los prejuicios que los críticos padecieron respecto a su creación. Ya se sabe, cuando un film se estrena se pone a parir y al cabo de unos años se ha convertido en un clásico de culto.
La murga de siempre.

No hay comentarios: